Inicio / Ingredientes on line

Ingredientes

Congelar verduras frescas, la manera más fácil de comer saludable

Por CocinaSemana.com

Congelar verduras frescas, la manera más fácil de comer saludable.

Descubra cómo mantener en mejor estado las verduras y apórtele mayor beneficios a su salud.

                                       








El consumo de verduras y hortalizas es esencial en una dieta equilibrada, pero no siempre hay tiempo para acercarse al mercado a comprar productos frescos, por ello la congelación es uno de los procesos más útiles para comer bien y sano, sin necesidad de ir a comprar a diario.

Muchas veces se piensa que los productos congelados pierden propiedades o que hay muchos alimentos que no se pueden congelar, pero lejos de esta creencia, las verduras pueden congelarse con toda tranquilidad y sin que pierdan ninguna de sus propiedades o nutrientes. Solo hay que tener en cuenta algunos consejos para que el proceso de congelado se haga de la manera más correcta posible.

A la hora de congelar verduras hay que tener especial cuidado ya que la mayoría no pueden ser congeladas directamente y necesitan ser cocinadas, o al menos hervidas, antes de su congelación.

Pero no todas las verduras  se pueden congelar: los espárragos, la remolacha, la zanahoria, la coliflor, el pepino, la berenjena, las hortalizas de hoja los puerros o la patata son alguno de los alimentos que es mejor comer siempre frescos.

En cambio, otros como la espinaca, el brécol, las coles de Bruselas, los guisantes, las judías verdes y los tomates sí que se pueden congelar, siempre que antes se hayan hervido levemente. Se recomienda hervir la verdura durante un tiempo que oscila entre los dos y los cinco minutos, posteriormente introducirla en agua helada, escurrirla bien y congelar en un recipiente adecuado o una bolsa preparada para la congelación.

Para congelar los boniatos, la zanahoria, la calabaza y el calabacín, se recomienda haberlos cocinado y hecho puré, mientras que los pimientos, la cebolla y el cebollino se pueden congelar directamente.

Es recomendable usar esos alimentos en un plazo de tres meses, pero podrían llegar a aguantar sin perder ninguna de sus propiedades hasta medio año.

Conviene etiquetarlos con la fecha de envasado, para tener claro desde cuándo llevan en el congelador y para descongelarlos siempre hay que dejarlos en la nevera al menos doce horas antes de su consumo, para que se descongelen de manera paulatina y no romper así la cadena de frío. Una vez descongelados, basta con acabar de cocinarlos y a la mesa.                     

PUBLICIDAD
Relacionados
Congelar verduras frescas, la manera más fácil de comer saludable.

Artículo

Beneficios del cilantro

Por CocinaSemana.com

Congelar verduras frescas, la manera más fácil de comer saludable.

Artículo

Ventajas de consumir guatila

Por CocinaSemana.com

Congelar verduras frescas, la manera más fácil de comer saludable.

Artículo

Errores que se cometen para bajar de peso

Por CocinaSemana.com

Congelar verduras frescas, la manera más fácil de comer saludable.

Artículo

¿Cuáles son las bebidas que más engordan?

Por CocinaSemana.com

Congelar verduras frescas, la manera más fácil de comer saludable.

Artículo

Cómo preparar una lasagna rápidamente

Por CocinaSemana.com

Cocinando con Cristina Campuzano

IdItem:30904, IdTipo:5

Esta reconocida actriz nos contó sobre la experiencia que tuvo al ser una vez mesera de un restaurante y confesó que lo que más le gusta de cocinar es estar con sus sobrinos.

CocinaSemana en Facebook